16/09/2014 En Capital Federal

Accesibilidad en los colectivos, una deuda saldada

En el 2010, un informe de la Auditoría General de la Nación sobre el transporte público, advertía fallas en el acceso y traslado de personas con movilidad reducida. Cuatro años después, desde la Comisión Nacional de Regulación del Transporte, aseguran que las condiciones mejoraron y que casi el total de las líneas de colectivos están adaptadas correctamente. “Hoy en día no se habilita ningún rodadoque no satisfaga la caracterización de Piso Bajo”, remarcaron.

En un informe de 2010, la Auditoria General de la Nación (AGN) reveló fallas en materia de accesibilidad en el transporte público. Hoy, a cuatro años de las observaciones de los auditores, desde la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT), aseguran que las condiciones son distintas y las líneas de colectivos ya están, en su mayoría, adaptadas correctamente.

Algunas de las fallas expuestas en el informe de 2010 señalaban que la CRNT había “habilitado planos de carrocerías” de colectivos para la prestación del servicio pese a que “no se ajustaban a ciertos aspectos reglamentados para permitir el acceso y traslado de personas con movilidad reducida”.

Los planos de los colectivos habilitados tenían un solo lugar para sillas de ruedas (cuando debían ser dos), no poseían apoyos isquiáticos o estaban yuxtapuestos con el lugar de la silla. Tampoco contaban con el espacio reglamentado para guardar el cochecito de bebes, no contaban con el sistemas de sujeción correspondiente para sillas de ruedas ni tenían un cronograma ajustado de  control de frecuencias de Pisos Bajos.

A la falta de cronograma se le sumaba que los procedimientos de fiscalización de frecuencias realizados no contemplaban la totalidad de las líneas de transporte, solo se controlaron una cantidad ínfima de líneas y las planillas usadas para las inspecciones no contenían ítems para el control de equipamiento específico para personas con movilidad reducida. De estos controles, surgió que el 5,65 por ciento incumplían con la frecuencia.

Gestionpublica.info consultó a la CNRT sobre las falencias detalladas anteriormente. José Califa, encargado de prensa del organismo, indicó que hoy en día el mecanismo de control aplicado para el control del cumplimiento del Decreto Nº 467/98 “es sencillo y efectivo, no se habilita ningún rodado que no satisfaga la caracterización de “Piso Bajo especialmente adaptado para personas con movilidad reducida”, es decir, no existe la figura de incumplimiento o de sanción ya que la violación a la norma se encuentra directamente vedada”.

Además, sostuvo que si una empresa no renueva su parque con unidades accesibles, se quedará sin parque móvil, lo cual conlleva a la caducidad del permiso. Al mismo tiempo, puntualizó que para el mes de agosto del corriente año “se registraron 9.308 unidades del tipo Piso Bajo y Semibajo con todas las condiciones de accesibilidad, de un total de 9.507 rodados, lo que representa un 98 por ciento. Sin mencionar que con las bajas de fin de año (unidades más antiguas), la totalidad del parque será accesible”.

José Califa destacó que el exitoso proceso de “integración de personas con movilidad reducida” ha sido acompañado por un intenso proceso de renovación del parque móvil, lo que ha mejorado ostensiblemente la antigüedad del mismo, y por controles en las unidades una vez puestas en servicio, las cuales “deben satisfacer una revisión técnica obligatoria semestral donde se verifican las condiciones técnicas del rodado en general y en particular en lo relativo a la accesibilidad”. Igualmente, y en cuanto a las falencias en relación a las frecuencias, no dio detalles.

Acceso ya

Acceso ya es una Organización No Gubernamental (ONG) sin fines de lucro que atiende el problema de la accesibilidad de las personas con discapacidad motriz o movilidad reducida y trabaja para que se eliminen las barreras de la ciudad. María Fernanda Bietti, Directora de la organización, dialogó con Gestionpublica.info y dijo que “a partir de la ley 24.314 se establecieron plazos graduales para cumplir estos requerimientos, los cuales ya están vencidos y todavía falta trabajar mucho en materia de accesibilidad”.

“En Capital Federal los colectivos no respetan la paradas y pasan de largo. Vemos mucha falta de accesibilidad en subtes por ascensores que no funcionan o directamente no existen, escaleras mecánicas que se rompen y toda una serie de cuestiones que generan dificultades en materia de accesibilidad”, remarcó.

María Fernanda admitió que “los colectivos en la ciudad de Buenos Aires se han ido adaptando, pero en la provincia todavía no”. Especial importancia tiene el caso de La Plata donde “solo el 5 por ciento de los colectivos están adaptados”.

Notas relacionadas

261 denuncias penales, 0 condenados


Faltan 1508 años para terminar las tareas preventivas


Alertan sobre el incumplimiento del Plan de desarme


“La tragedia reflejó lo que produce la corrupción"


“El Subprograma Cesión de Derechos Posesorios es ilegal"


Gran apoyo a la prohibición de fumar en oficinas públicas