11/11/2014 En San Isidro

Arrancó Escuela de Vecinos

El proyecto principal de la Fundación Éforo se mudó al norte del Gran Buenos Aires. Este año, los chicos eligieron la deserción escolar como problemática a trabajar. Luego de una entrevista con un sociólogo y un concejal, coincidieron que la falta de motivación y los embarazos adolescente son las principales causas de abandono. Además, aseguraron que tanto el deporte como las actividades culturales "brindan un espacio de contención".

Ocho escuelas públicas y estatales de San Isidro participan de Escuela de Vecinos 2014. En ese distrito, el programa principal de la Fundación Éforo tendrá cuatro encuentros. En primera instancia, los estudiantes eligieron la deserción escolar como eje a trabajar y la semana pasada, en el Museo Beccar Varela de la Quinta Los Ombúes, tuvieron sus primeras entrevistas con especialistas. 

Durante la jornada, alrededor de 70 estudiantes entrevistaron e intercambiaron opiniones con Jorge Álvarez, Antropólogo de profesión y concejal de San Isidro, donde preside la Comisión de Obras Públicas. También, participó del encuentro Juan Zatorre, sociólogo y vecino de San Isidro. 

La primera en dialogar con los especialistas fue Agustina Serra, de la Escuela Media N° 3 quien reflejó el pensamiento de todos los participantes. "Muchos chicos dejan el colegio porque tienen hijos o por falta de motivación. No es un problema de San Isidro, sino de todo el Gran Buenos Aires", analizó. 

En ese sentido, Álvarez coincidió con la joven y sostuvo que en general, "se pone el foco sobre los chicos, pero el análisis debe ser mayor". "El problema se centra en que la escuela no sabe escuchar. Se le pide éxito a los docentes en marco de un sistema que está destinado al fracaso. Hoy la mente de un adolescente viene con otra rapidez y la escuela ofrece lo mismo que hace un siglo", afirmó el concejal. 

Por su parte, Zatorre propuso "dejar de pensar en la estadística y pensar en las causas para buscar soluciones". "Tenemos que darle interés a los estudiantes. Que evalúen el colegio a largo plazo y que sepan que les dará una posibilidad de trabajar en blanco en un fututo. Hay que evitar que dejen y hacer que vuelvan los que abandonaron". 

Al respecto, los chicos opinaron que para transitar el secundario "es importante tener un referente que te guíe". Además, entendieron que todo lo que tiene que ver con el acercamiento al deporte y la cultura ayuda a los chicos a no dejar los estudios y a encontrar un espacio de contención. 

Por último, Álvarez adelantó que el Consejo Deliberante de San Isidro aprobó un proyecto denominado "Banca 25", para que un estudiante represente en el Consejo al sector educativo y debata necesidades e iniciativas con los 24 concejales restantes. "Se decidió abrirle las puertas a la comunidad. Hay muchas iniciativas y queremos escuchar a los jóvenes", concluyó el antropólogo. 

La agenda de Escuela de Vecinos San Isidro marca que los chicos volverán a reunirse el 6 de noviembre en lo que será la Asamblea General, donde van a trabajar en el armado del diagnóstico y las propuestas sobre deserción escolar, que luego serán expuestas en el Plenario ante el Honorable Consejo Deliberante del Municipio de San Isidro.

Notas relacionadas

AGN: Lanzan un manual para redactar informes claros


Primer encuentro entre funcionarios y alumnos


La Ley de Acceso a la Información ya tiene demoras


#Interbarometro semanal


Para Amnistía Internacional, América Latina es “desigual”


Leve repunte en el Índice de Percepción de la Corrupción