10/12/2014 Aerolíneas Argentinas

Recalde le respondió a la Auditoría de la Nación

En declaraciones radiales, el titular de la empresa sostuvo que “el informe de AGN dice que hay muchos empleados, pero no aclara que hacer con ellos”. Además, marcó al 2011 como el “peor año de la compañía” aunque admitió que hasta el momento “el plan iniciado en 2009 se cumplió bastante bien”. Hace dos semanas el organismo de control aprobó el balance del ejercicio 2012 en donde indicó una pérdida de más de tres mil millones de pesos.

Tras conocerse el último informe de la Auditoría General de la Nación (AGN) sobre el estado contable de Aerolíneas Argentinas, el Presidente de la compañía, Mariano Recalde, habló en Nadie Para Uno, por Rock And Pop y se refirió a algunas de las conclusiones del organismo de control. Entre otras cosas, el ente que preside Leandro Despouy señaló que “en 2012 la empresa perdió 3.575 millones de pesos, mientras que las transferencias hacia la empresa en el período 2008 – 2012 aumentaron un 338 por ciento”.

Previamente, en otro informe, pero de gestión, el organismo encargado del control externo de la aerolínea publicó que “comparado con otras empresas, Aerolíneas Argentinas y Austral presentan costos en personal 75 por ciento más alto”. “AA incrementó en 1.125 personas la dotación total en el período auditado, pero no ha remitido las constancias documentales que acrediten la necesidad de incorporación de personal", indicaron los auditores.

En ese sentido, Recalde remarcó que “la AGN dice que hay muchos empleados, pero no aclara qué hacer con ellos”. “En 2011 había 300 empleados por avión, es decir 33 pilotos por aeronave. El plan no fue echar gente sino traer más aviones, mejorar el servicio y la conectividad en Argentina. Esa gente que dice la AGN se fue achicando”, insistió.

Por otro lado, Recalde recordó que “2011 fue el peor año de la compañía”. “En los número fue el año que hicimos todas las inversiones, fue una transición y el peor momento. A partir de ahí, todo fue mejorando”, explicó. Además, mencionó como recibió el mando de la aerolínea en 2009: “Llegué a una empresa destruida, con descontrol por todos lados. Funcionaban mal los equipos, los sistemas y las cuentas”.

Por último, se refirió a su futuro en la compañía y a una posible candidatura en la Ciudad de Buenos Aires: “Por ahora es prematuro hablar de candidaturas pero después de 2015 seguramente me dedique a otra cosa. Hoy tengo una responsabilidad más compleja que administrar la Ciudad, que tiene un presupuesto enorme y las obras hechas”. “Los problemas que tienen los porteños son más fáciles de resolver que los que puede tener Aerolíneas Argentinas. Yo quiero terminar mi mandato y demostrarle a la Presidenta que estuve a la altura”, concluyó.

Notas relacionadas

Sindicalismo Ilustrado


Consejos de la AGN para la futura terminal de cruceros


El tránsito vehicular y sus víctimas


Desde la Auditoria piden analizar la tarifa del subte


Cada 58 minutos hay un accidente de tránsito en la Ciudad


De 10 kilómetros por año a la #Subtrenmetrocleta [sic]