29/01/2019 Feria

Recorriendo los organismos de control

En San Luis, despidieron al Presidente del Tribunal de Cuentas “acusado de abandonar sus funciones” durante enero. En Salta, la Auditoría alertó que el Hospital del Carmen “es peligroso para los pacientes”.

Durante enero es escasa la actividad de los distintos organismos de control en Argentina. Sin embargo, no dejan de ser noticia pese a la feria.

En la ciudad de San Luis, el Tribunal de Cuentas municipal despidió al Presidente Marcos Cianchino y lo acusó de “abandonar el cargo”. Según la información brindada por la Municipalidad de San Luis, el contador e integrante del organismo por la minoría parlamentaria se tomó vacaciones cuando estaba de turno durante la feria.

Según informaron los medios locales, Cianchino se fue de la ciudad y durante sus vacaciones se produjo un robo en todas las oficinas del edificio donde funciona la sede del Tribunal. En ese momento intentaron ubicarlo para que realizara la denuncia correspondiente pero fue imposible. Fue entonces cuando una empleada recordó que el hasta entonces Presidente, le había comunicado unos días antes que se tomaba licencia hasta el 1 de febrero.

En Salta la situación es bastante opuesta. Lejos de no haber funcionarios en su cargo, la Auditoría publicó un informe durante enero respecto del Hospital Del Carmen de Metán. Dicho hospital fue construido en 1940. En el edificio se efectuaron ampliaciones y remodelaciones y por eso el organismo de control provincial lanzó un documento en el que observa “graves irregularidades edilicias”.

Según el trabajo de los auditores, el hospital “no dispone del Servicio de Unidad de Cuidados Intensivos postquirúrgicos, ni cuenta con el servicio de Diagnóstico por Imágenes”. Además, no cuenta con prestaciones de mamografía ni tomografía y además no tiene sala de espera.

En cuanto a lo edilicio, el informe señala que la obra “no dispone de planos de arquitectura, tampoco los planos de estructura sismorresistente, ni el visado del Consejo Profesional de Agrimensores, Ingenieros y Profesiones Afines”. Tampoco cuenta con planos de su infraestructura eléctrica e instalaciones complementarias aprobados por autoridad competente.

El objetivo de las reformas efectuadas en el hospital es considerarlo un nosocomio Nivel II de Complejidad. Sin embargo, la Auditoría de Salta advirtió que “es insalubre y hasta puede ser peligroso para los pacientes”.

Notas relacionadas

Nueva audiencia para tratar el aumento del gas


“Es más un show mediático que una herramienta electoral”


Las provincias mejoraron la transparencia de sus cuentas


La AGN cuestionó los créditos impositivos de la AFIP


Se aprobó la “Ley Micaela”